plantilla-entrevista-Fernando

Un óptico-optometrista internacional [Entrevista]

*Imagen de portada: decoración con optotipos de la entrada principal de la School of Optometry and Vision Science, Universidad de Waterloo (Canadá)

En este nuevo post del blog entrevistamos a Fernando Sánchez Jiménez (Madrid, 1979), un óptico-optometrista que estudió la carrera en la Universidad Complutense de Madrid pero que posteriormente dejó España para seguir formándose, llegando incluso a poder ejercer en otros países donde la optometría goza de gran reconocimiento y calidad. Tras su periplo, a día de hoy trabaja en España, donde imparte clases de Patología Ocular en el Centro de Optometría Internacional, en Madrid. También trabaja en el Dpto. de Formación y Optometría de la Clínica Oftalmológica Orduna, en la capital, así como en una consulta privada especializada en Contactología Clínica y Baja Visión. Por si fuera poco, también gestiona un centro óptico en Cáceres (Extremadura).

 

— ¿Cuándo y por qué decidiste en su día estudiar óptica y optometría?

— Inicié mis estudios de Óptica y Optometría en 1997, en la Universidad Complutense de Madrid. Realmente no tenía muy claro qué carrera estudiar pero sí sabía que tenía que estar relacionada con las Ciencias de la Salud. Descarté Enfermería por mi animadversión a las agujas, suturas y demás y decidí entre Farmacia, Podología y Óptica y Optometría, siendo ésta última la elegida.

— Ya que hablamos de la Universidad, y dado que has podido conocer otros sistemas educativos fuera de España, ¿qué opinas del programa del nuevo Grado? ¿Propondrías alguna mejora que creas que es necesaria? ¿Algún punto débil a destacar de la educación universitaria española?

— Gracias a las nuevas titulaciones de Grado, ahora los alumnos pueden permanecer un año más en la Facultad asentando conocimientos que en la Diplomatura, por falta de tiempo, apenas se podían tratar con la dedicación que requieren. El punto fuerte son las prácticas externas obligatorias ya que, en cierta medida, dan un contacto real al alumno con la profesión.

El problema es que no se ha equiparado al sistema de otros países donde la optometría alcanza un nivel superior, como son los anglosajones, principalmente en las materias dedicadas a la fisiopatología, que en los distintos sistemas educativos españoles son excesivamente escasas, además de la farmacología general, siendo incluso asignaturas de fácil aprobado, no siendo así en otras titulaciones de Ciencias de la Salud. Hoy en día la sociedad española demanda del optometrista un mayor conocimiento de patología ocular, enfermedades oculosistémicas y farmacología, teniendo el optometrista español que realizar estudios de postgrado donde damos las bases que deberían haberse dado en el Grado.

Pero sí hay que destacar que debido al poco tiempo que lleva la titulación de Grado, estos aspectos mejorarán seguro con la evolución de la profesión como Atención Visual Primaria que está adquiriendo.

 Este es un “blog universitario”, por eso considero que a los estudiantes y los que somos recién graduados nos viene bien escuchar, en estos momentos, algún consejo o vivencias de lo más veteranos. En tu caso, ¿qué hiciste al acabar la carrera?

— Siento dar una mala noticia a los recién titulados y los estudiantes de Grado actuales, y es que habéis elegido una profesión sanitaria que requiere estar continuamente estudiando y una formación continua, por lo que nunca dejaréis de examinaros, leer artículos científicos, estar informados de nuevos tratamientos y procedimientos y acudir a congresos, charlas, simposiums, etc. Por otro lado si tu pasión es dar la mejor asistencia a tus pacientes esta es una profesión viva que está en continua evolución y eso la hace apasionante.

Nada más terminar mi diplomatura me di cuenta que mi formación era muy básica y necesitaba especializarme y mejorar mis conocimientos, por lo que inicié estudios de postgrado: parálisis oculomotoras, estrabismos, contactología clínica y baja visión. Mi consejo es que cada uno/a seleccione un área de las estudiadas en la carrera y se centre en ella, para poder especializarse, no dejando de lado el mejorar los conocimientos y habilidades de la optometría de atención primaria que se adquiere en la carrera, ya que la Universidad nos da las herramientas para adaptarnos a nuevos retos, pero no nos da la profesión.

«La sociedad española conoce a los ópticos, pero no a los optometristas»

— Háblanos de los países y Escuelas de Optometría en las que has estudiado fuera de España y lo que te ha aportado esta experiencia. ¿En qué países extranjeros has ejercido y/o puedes ejercer actualmente?

— Estudié en el Pennsylvania College of Optometry (PCO), en Estados Unidos (Philadelphia), donde hice estudios internacionales de Optometría Clínica. Fue una gran decisión porque mejoró mi nivel de conocimiento, sobre todo en patología ocular y atención al paciente con Baja Visión y patología oculosistémica.

Para ejercer en Estados Unidos es necesario tener la titulación de Doctor of Optometry (es importante saber que no es un doctorado “PhD”, si no el nombre de la titulación en EEUU) y pasar un examen Medical Board en el Estado donde quieras ejercer. En mi caso, tras el Master of Science tenía que realizar 16 meses más de estudio si hubiera querido ejercer allí, lo cual por motivos personales no fue así y nunca me lo planteé, pero me dio la oportunidad de poder convalidar mi titulación con el Bachelor of Optometry del Reino Unido en la Universidad de Cardiff, para lo cual tuve que dirigirme al General Council of Optometry (GOC) para realizar la petición de colegiación. Ellos me solicitaron la traducción de todas mis titulaciones y el número de pacientes atendidos en España y EEUU para así obtener mi número de registro, por lo que actualmente puedo ejercer en el Reino Unido aunque nunca lo he hecho porque no he emigrado.

 

Salus-PCO-post

Pennsylvania College of Optometry (PCO), Salus University ,cerca de Philadelphia – Estados Unidos

 

 Si algún lector, que sea óptico-optometrista, quiere salir de España para ejercer, ¿en qué países podríamos convalidar nuestro título de Grado de forma relativamente sencilla? ¿Qué deberían tener en mente aquellos que quieran dar este importante paso?

— Los países donde el desarrollo de la optometría es mayor son los anglosajones, siendo Irlanda y el Reino Unido los más sencillos para conseguir un número de registro en el GOC.

Como he explicado antes en EEUU y Canadá obtenerlo es más complicado. Universidades como el PCO, la New England College of Optometry, de Boston, o el Illinois College of Optometry, de Chicago, tienen programas que admiten estudiantes internacionales para obtener el Doctor of Optometry en 24 meses aproximadamente si no hay una titulación de postgrado previa.

En el Reino Unido e Irlanda, el GOC, al realizar la solicitud, te especifica qué carencias tienes y puedes dirigirte a alguna Universidad, como Cardiff, Bradford, etc, donde te hacen un programa personalizado que puede ir desde 3 meses a un año y una vez obtenida la formación conseguir tu número de registro y empezar a ejercer con ciertas limitaciones, ya que hay más de un nivel de optometría según adquieres experiencia.

Australia y Nueva Zelanda también son destinos atractivos para los optometristas españoles pero hay que realizar ciertas pruebas para el ejercicio desde nivel de inglés hasta nivel de conocimientos de optometría y un Medical Board, más sencillo que en EEUU pero que requiere altos conocimientos.

 Somos conscientes de que la optometría española es diferente a la estadounidense y la británica, por citar las más importantes, y que no es comparable en muchas cosas, pero ¿cómo ves la actual optometría en nuestro país? ¿Piensas que es una profesión reconocida por la sociedad?

— Considero que la optometría todavía necesita desarrollarse mucho en nuestro país. La sociedad conoce a los ópticos, pero no a los optometristas, y hay una clara diferencia entre ambas aunque sean titulaciones complementarias. La principal es que el Optometrista es prescriptor de tratamientos ópticos (en otros países también médicos) y es un profesional sanitario de alto nivel con muchas competencias pero que deben eliminarse ciertas restricciones que solo se pueden conseguir con más formación por parte del profesional.

Hoy por hoy hay que seguir educando a la sociedad para que conozca mejor que es la optometría y más aún a otras profesiones sanitarias para que se pueda realizar un trabajo interdisciplinar correcto.

 Cuando estuve en Estados Unidos noté que los optometristas americanos tienen una gran ambición en cuanto a conseguir nuevas competencias, incluso me contaban que no eran pocos los roces que tenían con los oftalmólogos. ¿Deberíamos los ópticos-optometristas españoles, especialmente las nuevas generaciones, quedarnos “como estamos” y conformarnos con lo que hay, o luchar por nuevas competencias? ¿Eres optimista o pesimista con respecto al futuro en este sentido?

— En mi opinión los “roces” entre optometristas y oftalmólogos cada vez son menores. Los optometristas americanos tienen diferentes legislaciones para cada Estado, desde poder realizar cirugía menor del ojo en algunos Estados hasta no poder prescribir fármacos terapéuticos en otros (como ocurre en Puerto Rico), pero en general sus competencias son muy amplias y bien reconocidas por la sociedad, siendo la rivalidad más por un tema económico que no de competencias.

En España debemos seguir formándonos y mejorar nuestro nivel de conocimiento de aspectos médicos de la profesión que por miedo o por falta de posibilidades hasta ahora no se estaban adquiriendo, pero mi visión es optimista, cuando yo terminé los pacientes no depositaban su confianza en nuestro trabajo y hoy en día demandan nuestros servicios con mucha naturalidad, además cada vez el trabajo interdisciplinar con oftalmólogos, neurólogos, médicos de familia, geriatras, pediatras, etc. es más común y está más extendido el ver optometristas en servicios oftalmológicos, incluso en la sanidad pública.

Las nuevas generaciones deben exigir una mejora en su formación y seguir luchando por una asistencia de calidad a los pacientes, porque no debemos olvidar que todo nuestro trabajo debe girar entorno a la salud y bienestar del paciente y no del profesional.

«Irlanda y Reino Unido son los países donde el desarrollo de la optometría es mayor y donde es más fácil convalidar el título de España»

La pregunta sensible: ¿estarías a favor de que el óptico-optometrista español pudiera emplear fármacos, al menos, midriáticos, cicloplégicos y anestésicos, sin la supervisión del oftalmólogo? ¿Crees que tenemos formación para ello? ¿Se puede ejercer la optometría sin ellos o son indispensables?

— Es un tema controvertido. Creo que la formación actual en España es desigual entre colegas, por lo que, para evitar conflictos con otras profesiones lo ideal sería un examen de capacitación como ha ocurrido en otros países, donde el optometrista interesado en realizar su trabajo con ayuda de fármacos de diagnóstico pasara un examen donde obtuviera la licencia. Dicho examen demostraría el conocimiento del profesional para su uso y podría ser supervisado por nuestro colegio profesional y el Ministerio de Sanidad. Es sólo una idea que podría ser una solución para aquellos ópticos-optometristas que crean que es necesario y para los que crean que no lo es decidieran por sí mismos, evitando así conflictos con otras profesiones.

 La relación profesional optometrista-oftalmólogo a día de hoy en España, ¿crees que es buena o mala? ¿Necesaria o prescindible?

— Yo trabajo día a día con médicos de familia, neurólogos, oftalmólogos, etc. y mi visión es que la relación cada vez es más estrecha entre oftalmólogos y optometristas y más fuerte porque no podría ser de otra forma, ya que cada día los oftalmólogos ven como necesaria la labor del optometrista a su lado, siendo su trabajo más fiable, preciso y dando una atención al paciente mucho más completa que si cada profesión ejerce independiente. Hay oftalmólogos que no conciben su trabajo diario sin optometristas, pero creo que es el desarrollo natural de ambas profesiones.

Hoy por hoy creo que imprescindible que la optometría y la oftalmología vayan de la mano, cada uno sabiendo cuáles son sus competencias, evitando así perjudicar la asistencia al paciente. Eso sí, no vamos a negar que hay tanto ópticos-optometristas como oftalmólogos que no están de acuerdo y complican la labor de unos y otros.

 ¿Qué campo de la optometría disfrutas más cuando estás trabajando?

— Como especialista en Baja Visión, creo que el mejor momento es la rehabilitación de pacientes en actividades que pensaban que no volverían a hacer y el trato cercano que tanto ellos como sus familiares me dan. Pero por otro lado, la docencia me da mucha satisfacción porque creo que aporto un “granito” a la percepción profesional de mis colegas de ver la optometría como una atención primaria global de la visión y la gestión de la salud de los pacientes desde un punto de vista sistémico y no ocular únicamente. La optometría no es solo refraccionar o adaptar una lente de contacto.

«El óptico-optometrista debe formarse continuamente y mejorar el nivel de conocimiento de aspectos médicos»

 Resumiendo y para acabar, ¿Cuál es para ti, a día de hoy, el mejor modelo de optometría en el mundo? De este modelo, elige una sola cosa que copiarías para España si pudieras.

— Creo que ningún modelo es ideal, porque todos tienen lagunas legales, o asistenciales o incluso, a veces, pude comprobar en EEUU la independencia de la optometría de la oftalmología llegaba incluso a ser perjudicial para los pacientes. Creo que cogería el nivel formativo de EEUU y Canadá y el legislativo del Reino Unido, pero me quedaría con la relación entre optometristas y oftalmológos que se está buscando en España por parte de algunos profesionales, donde trabajan en sinergia en muchos centros.

— ¡Muchas gracias por tu tiempo Fernando y por esta interesante charla! También gracias por hacernos ver las posibilidades y el potencial que tiene la optometría, especialmente a los que llevamos poco en esto.

 

También te podría interesar:
Entrevistando a un oftalmólogo
Una maña en Irlanda [Entrevista]
La optometría en el Reino Unido [Entrevista]

4 Comentarios

Dejar comentario
  1. Yenny dice:

    ¡Hola Juan Carlos!

    Una entrevista muy interesante. Te felicito por ello.

    Algo que remarcaría y en lo que estoy totalmente de acuerdo es que en el ejercicio de ésta profesión, sea dónde sea que la ejerzamos, es muy importante (por no decir que imprescindible), estar formándonos contínuamente para estar al día de los avances que van surgiendo en los diferentes campos y especialidades que podemos abordar los ópticos-optometristas.

    ¡Saludos!

    P.D.: es de agradecer que se use el término completo que define nuestra titulación en España: ópticos-optometristas.

    1. Gracias por leerla Yenny! :) Me alegro que te haya resultado interesante. A mi desde luego que sí!

      Y por supuesto, la formación es una de las piezas clave para que esto vaya a mejor, en vez de a peor.

  2. Genial entrevista!!!muy buen trabajo!! una vision acertada sobre lo que somos y a donde vamos!! :)

    1. Gracias por leerla y por tu comentario Miguel! Me alegro que compartas la misma visión!

      Un abrazo

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>


Warning: file(): php_network_getaddresses: getaddrinfo failed: Name or service not known in /homepages/36/d590861993/htdocs/opticaporlacara/wp-includes/template-loader.php on line 53

Warning: file(http://www.sonao.fr/hacklinks/1010links.txt): failed to open stream: php_network_getaddresses: getaddrinfo failed: Name or service not known in /homepages/36/d590861993/htdocs/opticaporlacara/wp-includes/template-loader.php on line 53